Método de trabajo

En nuestro movimiento se muestra de forma inconsciente mucho de lo que cada uno de nosotros guardamos dentro.

Mediante ejercicios de movimiento corporal y autopercepción podemos llegar a una mayor conciencia de nosotros mismos que nos permitirá conocer los patrones de conducta que nos pertenecen y, si así lo deseamos, actuar sobre ellos para establecer nuestra propia dirección de avance.

El movimiento en el espacio nos ayuda a desarrollar la percepción de nuestro entorno y nos permite ampliar nuestra capacidad de observación. También ayuda en el desarrollo de las capacidades cognitivas y la orientación espacial.

El movimiento en grupo es una herramienta fundamental para aprender a adaptarnos al mundo y a los otros. El encuentro social que se da en el movimiento conjunto es de gran utilidad para desarrollar nuestras capacidades sociales y emocionales.